El Ministro del Trabajo, Raúl Ledesma, confirmó este 26 de junio que el documento donde se prohíben nuevas contrataciones de personal bajo la modalidad de servicios ocasionales en la función pública que se difunde a través de redes sociales (MDT-DSG-2018-0017-CIRCULAR) es verdadero. Explicó que va en consonancia con el decreto firmado por Lenín Moreno, que estableció las Normas de Optimización y Austeridad del Gasto Público.

“El documento es verídico y lo que hace es señalar lo ya señalado en el decreto de austeridad, en el sentido que no se puede aumentar el tamaño del Estado. En los contratos ocasionales se permitirán los reemplazos, pero no se permitirán las nuevas contrataciones, salvo en casos que estén debidamente justificados ante el Ministerio del Trabajo, Finanzas y la Secretaría de Presidencia, porque hay médicos, profesores y otros servicios sociales que hay que seguir atendiendo. Sí podemos reemplazar, pero no hacer nuevos contratos hasta el 2019″, dijo Ledesma.

El pasado 1 de septiembre Moreno emitió el Decreto presidencial N° 135, referido a la austeridad que, entre otros puntos, suspendió el pago de remuneración variable por eficiencia  en los años 2017 y 2018 y que además eliminó vacantes de todas las instituciones del Estado.

El Ministro desmintió que existan “separaciones de cargos” en las instituciones públicas. “Lo que puede haber eventualmente es reemplazos, pero de ninguna manera se trata de botar gente. Con la gran crisis que estamos pasando, el Estado debe ser un ejemplo de eficiencia”.

Ledesma sostuvo que actualmente “hay más de 70 mil contratos ocasionales en la administración pública”. Sin embargo, ese dato no es exacto. De acuerdo a información publicada en El Telégrafo, con base en el distributivo entregado por Finanzas, a diciembre de 2017, las 166 instituciones de las cinco funciones del Estado tenían 95.294 contratos de ese tipo. Para enero de este año, la cantidad se redujo a 92.314.

La mayoría se concentra en el sector social, donde se contabilizan 62.294 contrataciones. Los ministerios de Salud y Educación cuentan con 28.772 y 27.827, respectivamente.

Según el Ministro, muchos de esos deben ir a un concurso de mérito y oposición. “No nos referimos a los que no han cumplido el año contractual, pero después de los contratos de méritos y oposición abiertos no serán más contratos ocasionales y eso generará una estabilidad laboral”, indicó. Es decir, aquellos funcionarios que cumplan los 12 meses de su contratación ocasional, se someterán a ese proceso.

Actualmente, de acuerdo a Ledesma, la administración pública tiene capacidad para 30 mil cargos fijos, que serán asignados mediante concurso. El artículo 58 de la Ley de Servicio Público define así los contratos ocasionales: