¿Qué implica la declaratoria de emergencia en el sector de Movilidad Humana?


El Gobierno de Ecuadordeclaró el estado de emergencia al sector de Movilidad Humana en las provincias de Carchi, Pichincha y El Oro”Esta medida busca prestar atención urgente a los flujos migratorios de ciudadanos venezolanos en la frontera norte. Esta decisión fue tomada el 8 de agosto por el viceministro de Movilidad Humana, Santiago Chávez, quien firmó la declaratoria para establecer un plan de contingencia que determine las acciones y mecanismos necesarios para la atención humanitaria.
De acuerdo a la Cancillería, el ingreso de venezolanos es de 4.200 personas por día. El ministro del Interior, Mauro Toscanini, informó que el 15% de migrantes que cruza la frontera colomboecuatoriana se queda en territorio nacional. Es decir, en promedio, 630 ciudadanos ingresan diariamente con la intención de radicarse en Ecuador.

El Gobierno responde:

Alejandra Gando, directora de Comunicación del Ministerio de Relaciones Exteriores, explicó que el alcance del Decreto no prevé el cierre de las fronteras y se informó que el estado de emergencia solo será por 30 días. “Es un tema controlado, luego se hará una evaluación”.

“El estado de emergencia se aplicará en las provincias de El Oro, Pichincha y Carchi. Lo que permite es concentrar de la mejor manera la cooperación de los organismos internacionales,  también permitirá a las instituciones públicas, basados en la Ley de Contratación Pública en procesos de emergencia, mover los recursos hacia la zona”.

De acuerdo a Gando, se incrementó la cantidad de funcionarios para mejorar la atención en el puente de Rumichaca. También hay más policías y el Ministerio de Salud Pública (MSP) envió médicos para atender emergencias en la zona. El  Ministerio de Inclusión  Económica y Social (Mies), con la colaboración de Acnur, Unicef y la Organización Mundial de Migraciones, destinó brigadas de trabajo para este sector.

Una visión desde la Prefectura de Pichincha

La directora de Movilidad Humana de la provincia de Pichincha, Giovanna Tipán, confirmó que la medida adoptada por el  Gobierno ecuatoriano “no significa el cierre de las fronteras”. Permite abrir un espacio de coordinación con instituciones internacionales para dar una mejor asistencia a “los venezolanos que ya tienen un año llegando de manera sostenida con problemas de desnutrición y carencia de documentación legal”.

“Desde hace cinco meses hemos levantado alertas, porque la población que viene a diario llega con sus derechos vulnerados, viene hasta en estado de desnutrición. Desde hace dos meses recomendamos declarar la emergencia migratoria, pero no pudimos porque el Ministerio de Movilidad Humana señaló que era un tema nacional y no un tema específico de Pichincha”.

Tipán explicó que es un “imaginario que toda la población venezolana que atraviesa la frontera ecuatoriana viene de tránsito”. La funcionaria citó el dato del Ministro del Interior sobre la permanencia en territorio nacional del 20% de venezolanos. La experta calcula que “el 20% de 4.200 personas son 840 personas por día, eso por 30 días son 25 mil 200 personas al mes. Tratándose de seres humanos que vienen con problemas alimenticios y sin un rumbo fijo, significa muchas personas que se quedan en Ecuador en una situación de total precariedad”.
Por último, destacó que el problema del éxodo venezolano no se puede manejar de manera nacional, sino que debería abordarse de forma continental porque “no podemos lavarnos las manos, no podemos limitarnos a colocar buses en Rumichaca para trasladar a venezolanos hasta las fronteras con Perú, porque el mismo problema existirá en Perú y luego Chile“.