El presidente Lenín Moreno desarrolló su visita programada a la República Popular de China entre el 11 y 14 de diciembre. Entre los acuerdos alcanzados con el país asiático el primer mandatario anuncio la contratación de tres créditos. Las transacciones financieras suman USD 999.3 millones, entre las que se incluye USD 30 millones de cooperación internacional no reembolsables. USD 900 millones llegó a través de un crédito con el Banco de Desarrollo de China, con un interés de 6,5% y un plazo de seis años. El primer mandatario ecuatoriano aseguró que este fue el desembolso con la tasa de interés más baja de la historia.

El Ministerio de Finanzas registra créditos realizados a menores tasas de interés en años anteriores. Así, el 27 de agosto del 2010 el China Development Bank (CDB) otorgó un crédito a Ecuador de USD 1 000 millones a una tasa del 6% a 4 años. Esta operación financiera implica un interés 0,5% menor al conseguido por Moreno en China, pero con dos años más de plazo:

Existen otros ejemplos de créditos internacionales otorgados a una menor tasa de interés. En 2011 el CDB y el EX-Im Bank realizaron dos desembolsos crediticios a Ecuador. El primero lo hizo el CDB el 28 de junio del 2011 por USD 600 millones al 6,25% de interés y 8 años plazo. El segundo desembolso fue realizado por el EX-Im Bank el 13 de octubre del mismo año con una tasa de 6,35% pagaderos a 15 años.

Para Jaime Carrera, secretario técnico del Observatorio de la Política Fiscal (OPF), lo mencionado por el presidente no tiene fundamento. El economista explicó que las tasas dependen del tipo de crédito y de los prestamistas. “Los organismos multilaterales como el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Banco Mundial, Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), otorgan prestamos a tasas inferiores al 3%”.

José Hidalgo, director general de Cordes, coincidió en que este desembolso internacional no es el crédito con menor tasa de interés conseguido en la historia del Ecuador. El experto añadió que el primer mandatario ecuatoriano podría haberse referido a los prestamos emprendidos exclusivamente con China, sin embargo lo mencionado por Moreno no es cierto.

Los economistas se refirieron a créditos obtenidos a una menor tasa de interés por el actual Gobierno. Por ejemplo, en noviembre de 2018 se negoció un desembolso por parte de Credit Suisse con una tasa de interés de 3% pagadero a cuatro años y cinco meses. Los expertos destacaron que Ecuador cuenta con un elevado riesgo país, superior a 700 puntos, lo cual hace que las tasas de los créditos para el país sean elevadas.

Según Carrera una tasa de 6,5% es absolutamente elevada para la situación del país. El miembro del OPF comparó la situación local con los créditos obtenidos por otros países de la región. “Chile en enero colocó USD 2.000 millones de bonos soberanos a 10 años con el 3,2% de interés; Paraguay en marzo de este año colocó bonos soberanos por USD 530 milones a 20 años con una tasa de interés de 5,6%”. Por su parte, Hidalgo recordó que las necesidades de financiamiento para 2019 serán de USD 8.200 millones, y ya que más de la mitad de esta cifra no tiene una fuente de financiamiento identificada es posible que se emprendan más operaciones crediticias con China.

El economista Hugo Villacrés, exsubgerente del Banco Central del Ecuador (BCE) mencionó que el promedio ponderado de la deuda de Ecuador hasta el año anterior (incluido financiamiento interno y externo) era de 5,6%. “No hay dinero más caro que el que no existe, creo que se hizo un buen negocio, no obstante desdice del discurso del Ministro Richard Martínez,  quien desde los gremios de producción satanizó este tipo de endeudamiento con China, y ofrecía nuevas fuentes de financiamiento que no han llegado hasta ahora”, enfatizó.

En contexto

En diciembre de 2018 Moody’s Investors Service, negocio de calificación crediticia, cambió el panorama para deuda de Ecuador de estable a negativa: